Pasar al contenido principal

Información sobre la Atención en Loreto. Actualidad.

Una nueva normalidad en los mercados

Termina el segundo trimestre del año y pasamos el ecuador de 2020 con una importante recuperación de las bolsas. Pocos esperaban un comportamiento así tras el cierre del primer trimestre, donde las caídas en las bolsas eran del 30% y habían llegado a tocar el 40% en algunos momentos.  En este trimestre, por ejemplo, nuestro plan individual de Loreto Óptima ha subido un 8,33%, o también los fondos de Loreto Inversiones, nuestra gestora, que han obtenido rentabilidades del 7,11%, 15,21% y 15,28% para el Loreto Premium Renta Fija Mixta, Global y Variable Mixta respectivamente, recuperando una buena parte de lo retrocedido en el trimestre anterior.

En esta segunda parte del año, y recién estrenada la “nueva normalidad”, el temor a una segunda oleada de coronavirus que acabe propiciando un resurgir de las restricciones, con el consiguiente impacto en la recuperación, empieza a copar titulares de prensa en los últimos días.

Como comenta el director de inversiones, José Luis Garcia Muelas,  en el artículo  https://www.elconfidencial.com/mercados/2020-06-20/nintendo-oro-como-proteger-carteras-segunda-ola-covid_2647711/ somos escépticos a que se produzca una segunda ola pandémica del SARS-CoV-2  de características similares a la primera, que lleve a un confinamiento general de la población y vuelva a colapsar el sistema sanitario por varias razones. Las medidas de distanciamiento social, el uso de mascarillas, la mayor higiene y la realización de  test masivos permiten controlar de forma más efectiva los brotes que van apareciendo en los distintos países que se abren a la nueva normalidad. Los   casos recientes en España o en otros países son un buen test para confirmar la capacidad de los gobiernos en controlar segundos brotes.

Los coronavirus no son gripes. La historia de los segundos brotes de gripe pandémicos, enfermedades características del otoño/ invierno y que en el siglo XX fueron tres, muestra que dos de ellos,  la gripe asiática y de Hong Kong, fueron menos letales que los primeros. El tercero, la gripe de 1918, sí fue más letal pero su propagación ocurrió en circunstancias excepcionales durante la primera guerra mundial y sin distanciamiento social. En todo caso, los sistemas sanitarios están más preparados y los tratamientos médicos son más efectivos.

A esto se suma la investigación en tratamientos y vacunas. Las noticias al respecto de Moderna  u Oxford, entre otros,  nos hacen abrigar fundadas esperanzas de encontrar una vacuna y producirla antes de fin de año. La secuenciación del genoma del virus se realizó en China en enero y se puso a disposición internacional de centros científicos de todo el mundo desde el primer momento. El dinero que se está invirtiendo, la coordinación de estudios y ensayos internacionales y el compromiso de los distintos países son claves para ser optimistas.

A la pregunta de cómo afectarán estos rebrotes en los mercados, nuestra opinión es que se contendrán y aprovecharíamos caídas por miedo al rebrote para comprar compañías que se beneficien del plan de recuperación de Europa en los sectores industriales y 5G. Otras temáticas que nos gustan y que van más allá de los rebrotes son las empresas de salud, farmacéuticas y biotecnológicas, así como las dedicadas a productos de higiene. Todas ellas, con valoraciones atractivas, han recibido un fuerte espaldarazo tras el coronavirus y esa tendencia positiva continuará más allá de la vacuna.

Mención especial recibe el sector tecnológico. El coronavirus ha acelerado la implementación de algunas tendencias que se venían observando como el teletrabajo, telemedicina, comercio on line, logística de última milla…  Esto unido a unos tipos que van a permanecer bajos por mucho tiempo ha hecho que muchas de estas compañías vuelven a marcar máximos. Por fundamentales muchas de estas compañías están caras, pero pueden permanecer así   mucho tiempo mientras los tipos de interés sigan tan bajos, y un rebrote les daría un empujón adicional. Pero no es oro todo lo que reluce, aparecen ciertos signos en el sector como la excesiva participación de inversores minoristas, que nos hacen ser cada vez más prudentes y selectivos en dicho sector.

Además de los rebrotes, identificamos otros factores que pueden generar volatilidad en esta segunda parte del año, las elecciones presidenciales de EEUU en noviembre y la falta de un ganador claro, un nuevo pulso en las tensiones comerciales entre China y EEUU o las negociaciones sobre el Brexit entre otros. Esperamos que la volatilidad se mantenga instaurada en los mercados en el corto plazo, si bien la posibilidad de que asistamos a un retroceso en el ritmo de recuperación de la actividad ha de contraponerse a la expectativa de introducción de mayores estímulos por parte de autoridades monetarias y gobiernos, y por tanto la liquidez proporcionada debería de sostener al mercado y generar ganancias adicionales en el medio plazo.

 

Departamento de Inversiones

Loreto Mutua M.P.S.